La tercera fue la vencida, como Lula en Brasil. Pasaron 18 años de andar “puebleando” por todo el país hasta este miércoles que le entregaron el “papelito” que lo acredita como Presidente electo. Que vea en realidad por el bien del pueblo de México, y que evite ocurrencias y querer convertirse en un hombre, en el poder, poco democrático. Foto de TEPJF.