“Flavino Ríos era una especie de hermano mayor en que el siempre podíamos confiar aquel grupo de estudiantes de la Facultad de Derecho de la UV que tuvimos el honor de convivir con él. Era el director Juvenil de la CNOP y políticamente muy activo, pero también nos motivaba a estudiar, a saber cada día más. Especialmente porque nadie que lo conozca de cerca puede hablar algo en contra. Dueño de un temperamento a prueba de todo. Jamás se sale de control, cuida la forma y el fondo, respeta y por eso lo respetan. Sabe entender a quienes atacan y busca finalmente el bien de los más débiles”. Es parte de lo que escribe en “Diario de Xalapa, una periodista veracruzana, desde Miami, que ha logrado destacar periodísticamente- como Raúl Peimbert- en EU: María Antonieta Collins.