“Hay tiempos que marcan a los hombres

y hay hombres que marcan a su tiempo”

Juan David Ovando

Un Hombre, que marcó la segunda mitad del pasado siglo, es el Comandante Fidel Castro Ruz, por ello se lleva con él, -aún en el 2016- el cierre del siglo XX, los ojos del mundo y las líneas de los medios internacionales están en cuba hablando de su funeral, escriben, comentan y enjuician la vida del líder de la Revolución Cubana, del Estadista, en un año erradico el analfabetismo, sobrevivió a un centenar de atentados, en Salud, los cubanos crearon vacunas contra el cáncer, erradicó la transmisión del VHI de madre a hijo, terminó en un año el analfabetismo, la Salud los niños cuentan con nutrición reconocido por la UNESCO, médicos para todos los habitantes, y que decir del Deporte con grandes beisbolistas es la nación latinoamericana con mayor número de preseas, del Hombre de Estado que hizo del orden y el respeto su esencia para que la presencia de una pequeña nación geográficamente fuera en el contexto internacional una voz fuerte, el comandante Fidel Castro Ruz.

Fue el General de pensamientos y frases, de cultura y música. Que llevó a pasear a una izquierda idealista ideológica para dejarla en una izquierda autoritaria, pero la izquierda más presente en la Historia de Latinoamérica, fue él quien hizo del Che Guevara el ícono con su rostro el reflejo de la rebeldía de la juventud que deseaba desatar el autoritarismo de los propios padres, el monopolio de las economías mundiales. Castro Ruz, con su leal pueblo soportaron durante más de 50 años el mayor bloqueo comercial de una nación poderosa sobre una nación con enorme razón de ser. Fue el Hombre que llevó al límite del peligro a la guerra fría entre la disputa de poderío entre dos potencias mundiales, en medio estaba Cuba convertida en la manzana de la discordia,

En Sevilla en estudios de postgrado, Juan Marchena, Historiador de talla internacional con Honoris Causa, en diversas universidades de América y Europa, -quien conocía al Comandante- expresaba que no entendía porque Castro, nunca expresó alguna palabra, por la represión del Gobierno Mexicano sobre el movimiento estudiantil de 1968, ocurrido previó a las olimpiadas. La respuesta fue porque el ejecutor de ese lamentable acontecimiento fue Don Fernando Gutiérrez Barrios, el hombre más informado en México, en esa época hasta décadas después como Secretario de Gobernación, y es que Don Fernando que pasó posteriormente a la Historia como uno de los mejores Gobernadores de Veracruz por el respeto institucional, fue quien apoyo a Fidel Castro Ruz a salir por Tuxpan hacia a la Habana en la tripulación del Granma embarcada en Tuxpan, Fidel Castro con pocos hombres hizo la revolución de Cuba quitando al Dictador Batista. Logró la victoria por su preparación, por sus tácticas militares pero también porque un pueblo entero lo apoyo. Demostró que sus dotes de oratoria y letras, con un peculiar sentido literato fueron más poderosas para conquistar y sobrevivir que las propias armas, se inspiró en José Marti y en la Justicia, pero más que nada se inspiró en sus circunstancias de vida de lo que sufrió y le tocó vivir, expresaba “como niño observe hechos que, grabaron mi mente, me ayudaron a comprender las realidades del mundo”.

La realidad para nuestro mundo occidental de libertades con desigualdades económicas, también está la otra historia de quién al final fue un Dictador, el mismo lo reconoció se volvió esclavo del Poder, paradójicamente violando garantías individuales a quienes un día -como él en su momento- que no simpatizaban con su sistema, aclamaron por la Libertad y la libre expresión miles y miles de cubanos refugiados en Estados Unidos, otros más muertos en la mar, huyendo de los desencantos por no compartir su ideología o ser acordes al sistema, desde ese Angulo siempre será un tirano que violo los derechos humanos. Y por otro lado alumnos de diversos países del mundo, fueron becarios profesionales de diversas áreas que fueron becados por el propio Fidel Castro para hacerlos hombre de bien, así objetivo, luces y sombras, de un Hombre que combatió un sistema y creó uno diferente al que estamos acostumbrados a ver, su alianza con Venezuela fue estratégica para Cuba pero para Venezuela al un fracaso al borde de la violencia civil, así aunque estratégicamente deja a su hermano quién mas operaba las negociaciones y relación con el ejercito, de continuidad al sistema, ó en su caso con las presiones internacionales, embargos, etc. Lleguen en el lapso de la próxima década la libertad de expresión, los derechos humanos, la democracia indispensable para el desarrollo de los pueblos pero al final quizá traigan de fondo la vuelta a los monopolios económicos que un día enfrentó a nombre de su Pueblo, de su generación y de su época el Comandante Fidel Castro Ruz. Expreso “la Historia me absolverá” por otro lado Mario Vargas Llosa único sobreviviente del boom de la literatura latinoamericana del Siglo XX “A Fidel Castro no lo absolverá la Historia”. Son los ángulos, los juicios, las posturas sobre la vida de un hombre con diferentes etapas, pero también de un Hombre que dirigió un Pueblo que influyó en la vida política del mundo entero.