Los consejeros e inversionistas y clientes de “JPMorgan” en Nueva York recibieron esta semana a Andrés Manuel López Obrador y a José Antonio Meade.. Respecto al tema de la reforma energética, AMLO no dejó el mensaje terminante de que se daría reversa, pero tampoco la percepción de que continuaría, de manera que los inversionistas pudieran tener un panorama más claro para sus inversiones. En contraste, con Meade hubo recepción más positiva por parte de los inversionistas. La presentación que éste hizo fue recibida con entusiasmo. Eso comenta Enrique Quintana en “El Financiero”.