Buen día apreciado lector:

A lo largo de la trayectoria periodística de por lo menos 44 años de observar el desempeño de los gobiernos al estilo priísta, desde Rafael Hernández Ochoa a la fecha, y con menor proporción el modo panista, este reportero ha recibido la nueva oportunidad de atestiguar el inicio de lo que se espera sea un cambio radical de régimen, así lo dice López Obrador, para bien de las mayorías.

Lo que en muchos jóvenes y diversas personas que laboran en el gobierno, es común escuchar tomar a chunga: “¡ahora ya somos morenistas!, ya no priístas, ni panistas”, es la realidad; es el comienzo de la nueva historia política del estado de Veracruz.

Nadie acaba de salir del asombro de la barrida espectacular que el pueblo propinó el primero de julio a los eternos gobernantes del pasado y ahora que llegó el momento de que tomen la batuta muchos se siguen preguntando cómo van a gobernar, y esa duda se despejará seguramente este mismo sábado primero de diciembre de 2018.

Vuelvo a insistir en el tema, démosles el beneficio de la duda, de que lo harán bien y se apoyarán en el diálogo y en la incorporación de los más capaces, más responsables, más profesionales, incluso independientemente de los colores con los que hayan tenido que servir en el pasado

Al nuevo gobierno que encabezará el joven Cuitláhuac le corresponderá empezar con el pie derecho, hacer un gobierno de conciliación, de buena voluntad y de progreso en todos los renglones.

Mientras ayer el nuevo régimen federal a través de su congreso dio otro paso histórico al cancelar el fuero a los funcionarios, acá en la aldea, a propósito del cambio de régimen estatal la expectación, el interés, la curiosidad y hasta el suspenso se centran ahora en saber si los titulares de los poderes Ejecutivo y Judicial salientes se presentarán en el Palacio Legislativo a la ceremonia medianochesca, a atestiguar la entrada triunfal del desconocido personaje.

Y ya para finalizar le comento que he escuchado que el prestigiado jurisconsulto y Rector de la Universidad de Xalapa, Don Carlos García Méndez está siendo propuesto por xalapeños y veracruzanos de reconocido nivel cultural, para recibir la Medalla Adolfo Ruiz Cortines. Ni duda cabe que sería un gran acierto del nuevo Congreso del Estado y excelente honor a quien ha brindado oportunidad de educación a miles de jóvenes.

Tenga el lector un gran día con mucha paz y armonía.

gustavocadenamathey@nullhotmail.com