Lugar:
Fuente:
Milenio

Maestras y trabajadores de estancias infantiles del país se instalaron en el zócalo capitalino para demostrar al presidente, Andrés Manuel López Obrador, cómo cuidan a los niños y así pedir que no haya recortes al programa.

Los quejosos, acompañados de padres de familia calificaron como inviable la propuesta del secretario de Hacienda, Carlos Urzúa, de que los abuelos sean quienes cuiden a los niños en lugar de llevarlos a instancias infantiles.

Provenientes de entidades como el Estado de México, Morelos, Puebla y Guerrero las maestras y algunos niños mostraron las actividades que realizan en las estancias.

Yuliana Osorio, maestra de una estancia invitó al presidente a conocer su trabajo “Señor Presidente lo invitamos a que conozca nuestro trabajo, que venga, que vaya a nuestras estancias y que hagan lo que tengan que hacer”.

“Nosotros no somos fantasmas, sí estamos trabajando, no somos estancias fantasma, no somos de ningún partido político”, manifestó la maestra.

Cabe mencionar que los manifestantes expresaron que es inviable la propuesta debido a que no todos pueden vivir cerca de los domicilios de los abuelos o de algún familiar que se haga cargo de los pequeños.