La calificadora “Standard & Poor´s” ajustó, de estable a negativa, la perspectiva de la calificación de la deuda soberana de México, ante la posibilidad de un menor crecimiento económico y riesgos potencialmente mayores. “La perspectiva negativa refleja nuestra opinión de que los potencialmente mayores pasivos contingentes y una menor previsión de crecimiento económico podrían erosionar el perfil financiero, de tal forma que esto podría llevarnos a bajar la calificación, indicó S&P. La nota es de “Reforma”.