Lugar:
Fuente:
La Jornada

Los guatemaltecos disfrutan hoy de la muestra Mexicano Universal, del pintor modernista Rufino Tamayo, cuya galería itinerante engalana el Museo Nacional de Arte “Carlos Mérida, en esta capital.

La colección consta de más de 60 obras gráficas con temas alegóricos al arte prehispánico y llegó a la tierra del Quetzal por intermedio de la Fundación Ortiz-Gurdián y Banco Promerica, promotores de la cultura y el arte.

Jean Paul Rigalt, vicepresidente de Promerica, recordó que esta es la sexta oportunidad en que ambas instituciones se unen para traer una muestra de alto nivel a disposición del gran público, en particular, de niños y jóvenes.

La iniciativa, que busca despertar la sensibilidad artística, comenzó en 2004 con el compromiso de compartir con los países centroamericanos algunas colecciones universales, contó Rigalt a la prensa.

Esta vez tocó a Rufino Tamayo, considerado como uno de los pintores mexicanos de mayor importancia del siglo XX y uno de los artistas latinomericanos con reconocimiento y difusión internacional.

Abstracto y figurativo, exponente del modernismo, Tamayo nació en Oaxaca en 1899 y falleció en Ciudad de México, en 1991.

Las pinturas expuestas datan fundamentalmente de la segunda mitad del siglo XX y evidencian el colorido que le distinguió y su particular técnica, la mixología, empleada para dejar relieve en los grabados.

De esa forma, se apreciará un recorrido por la vida del artista, sus diferentes épocas y evolución.

Entre sus cuadros más famosos se exponen Dos personajes, Las sandías, Cabeza en rojo, Moon Dog o su interpretación del arte prehispánico.

La muestra itinerante estará abierta hasta el 28 de abril, y ya fue vista en México, Ecuador, Nicaragua y Costa Rica.