La mañana de este miércoles, en Lima, Perú, mientas los oficiales de policía se encontraban en su domicilio para proceder a su detención por el caso Odebrecht, el ex-Presidente Alan García se disparó en la cabeza, por lo que fue trasladado al hospital Casimiro Ulloa. Está siendo operado y el estado de su salud es muy grave. La información es de “Diario Uchile”.. Informan que ya falleció.