Por unanimidad con 112 votos a favor en lo general y en lo particular, el Senado aprobó reformas para conceder derechos laborales a las empleadas domésticas. Con lo aprobado, las trabajadoras del hogar gozarán ahora- con la presumible aprobación de la Cámara de Diputados de los derechos laborales básicos, jornada máxima de ocho horas de trabajo, descanso semanal, vacaciones pagadas, un pago de al menos dos salario mínimos y la cobertura de seguridad social. La nota es de Mayolo López en “Reforma”.