La Fiscalía General de la República cateó anoche la casa de Emilio Lozoya en un fraccionamiento cerrado en Lomas de Bezares, en la CDMX, con el propósito de ubicarlo y ejecutar una orden de aprehensión, informaron fuentes federales. Los agentes ingresaron con una orden de cateo librada por un juez e indicaron que la Fiscalía decretará el aseguramiento del inmueble. El defensor de Lozoya, Javier Coello Trejo, dijo que esa casa es de sus padres, que fue un cateo respetuoso y que  no encontraron nada.  La nota es de Abel Barajas en “Reforma”.