“Cómo ven que José Antonio Meade ha tomado base con la 4T e incluso le ha pedido su visto bueno, por no decir permiso, al Presidente López Obrador, antes de aceptar los ofrecimientos que recibió del sector privado, como el de ALFA, de Armando Garza Sada, y el de HSBC, de Nuno Matos. Pero después recibió otra propuesta, de Alberto Bailleres y fue para ser el mismísimo Rector del ITAM. El mensaje que recibió Pepe de AMLO, vía un intermediario, fue que la 4T prefereriíía que rechazara la invitación, y Meade… hizo lo consecuente”. Eso escribió Lourdes Mendoza en “El Financiero”