Ahora “El Bronco” sí se pasó de bronco con los albañiles de Nuevo león, pues ya no podrán encender fogatas para recalentar o preparar su comida. Y es que a ojos de las autoridades ambientales de la entidad que gobierna Jaime Rodriguez, los trabajadores de la construcción contribuyen a la mala calidad del aire. El que viole la norma tendrá que pagar una multa de al menos mil 659 pesos. Así las cosas.