La victoria del peronista Alberto Fernández, con el 47 por ciento frente al 32 del actual Presidente de Argentina, Mauricio Macri, debe ser revalidada en las elecciones de octubre para que se convierta formalmente en Presidente a partir del 10 de diciembre. Ello provocó que la moneda argentina se devaluara en un 30% y la bolsa de valores cayera en un 55%. La información es de “El Mundo”. Foto de “El Financiero”.