Un gran político fue don Juan Maldonado Pereda quien se desempeñó en Veracruz como alcalde del puerto, Subsecretario de Gobierno y titular de la Secretaría de Educación, entre otros cargos. Aspiró a la candidatura al gobierno de Veracruz pero a 5 mil metros de altura le informaron que no era el elegido. Muy caballeroso; si en una fiesta lo quería uno acompañar a la salida, te decía, gracias, pero me vería yo obligado a acompañarlo de regreso a su lugar. Le daba mucho su lugar a las damas; si en su presencia en una mesa, una dama queda sentada en una orilla, le pedía a un colaborador o a un amigo que le cambiara de favor el lugar. Sensible y sabio político, lo recordamos con afecto. Mañana es su aniversario luctuoso.