“Estoy pobre porque no he querido robar. Otros me ven desde lo alto de sus carruajes tirados por frisones (caballos), pero me ven con verguenza. Yo los veo desde lo alto de mi honradez y de mi legítimo orgullo. Siempre va más alto el que camina sin remordimientos y sin manchas”. Lo escribió hace muchos años el escritor, abogado y político Ignacio Manuel Altamirano. El correo nos lo envió “Francisco “Tito” Barquín. Foto de es.wikiquote.org”.