Internacional

China y EU están al borde de una nueva “Guerra Fría”, advierte ministro Wang Yi

Lugar:
Fuente:
AFP/El Economista

 

China advirtió el domingo que sus relaciones con Estados Unidos están “al borde de una nueva Guerra Fría“, tensadas todavía más debido a la pandemia de Covid-19, que avanza a grandes pasos en América Latina.

La crisis sanitaria ha exacerbado las ya ásperas relaciones entre China y Estados Unidos.

Este domingo, el ministro chino de Relaciones ExterioresWang Yi, dijo que Washington se había infectado con un “virus político” que aprovecha “todas las ocasiones para atacar y difamar a China”.

“Algunas fuerzas políticas de Estados Unidos están tomando como rehén las relaciones entre China y Estados Unidos y empujando a nuestros dos países al borde de una nueva Guerra Fría”, dijo a los periodistas.

Wang también acusó a los políticos estadounidenses de “propagar rumores” para “estigmatizar a China”, donde surgió el nuevo coronavirus a finales del año pasado.

Sin embargo, aseguró que China está “abierta” a una cooperación internacional para identificar el origen del virus.

El presidente estadounidense, Donald Trump, ha acusado a las autoridades chinas de haber tardado demasiado en comunicar datos cruciales sobre la gravedad de la enfermedad.

Estados Unidos es el país más azotado por la Covid-19.

El epicentro latinoamericano

Mientras Europa recupera una apariencia de normalidad, los países latinoamericanos se han convertido en “un nuevo epicentro” de la Covid-19, según la OMS.

Brasil es el país más castigado en la región, y ya desplazó a Rusia como segundo país con más contagios en el mundo detrás de Estados Unidos.

El presidente brasileño, el ultraderechista Jair Bolsonaro, protagonizó una nueva polémica al revelarse un video de su gabinete en el que apenas se menciona la pandemia.

Por su parte, Estados Unidos se prepara para anunciar la prohibición de viajes desde Brasil, dijo el domingo un asesor de Trump, como ya hizo con viajes desde China, Europa y Gran Bretaña.

México, segundo país de la región con el mayor número de muertos, registró hasta este sábado 65,856 casos confirmados y 7,179 defunciones.

En Argentina la aceleración de los contagios, que en Buenos Aires se quintuplicó en las últimas dos semanas, llevó al presidente Alberto Fernández a extender el aislamiento social obligatorio hasta el 7 de junio.

En Bolivia, donde el departamento amazónico del Beni, fronterizo con Brasil, fue declarado en “desastre sanitario”, la justicia ordenó el domingo prisión preventiva para Marcelo Navajas, exministro de Salud, y otros funcionarios por su presunta culpabilidad en la compra sobrevalorada de ventiladores españoles para pacientes con coronavirus.

En Perú, segundo país de la región en contagios y el tercero en fallecidos, el gobierno extendió hasta el 30 de junio el confinamiento, aunque autorizó la reanudación de algunos servicios, como las peluquerías, a domicilio.

Chile registró protestas en comunas pobres de Santiago donde los vecinos se quejaron por la escasa o nula ayuda del gobierno.

Por su parte Ecuador anunció que reanudará a partir del 1 de junio los vuelos comerciales locales e internacionales, suspendidos desde marzo.

Final del Ramadán

Los musulmanes celebran este domingo el final del mes de ayuno del Ramadán, marcado en muchos países por restricciones.

En Pakistán, desoyendo las consignas de distanciamiento físico, los musulmanes acudieron a los mercados para comprar en masa antes del Aíd al Fitr, una de las fiestas más importantes del calendario musulmán.

Varios países como Egipto, Irak, Turquía y Siria prohibieron las oraciones colectivas por temor a la propagación del coronavirus. Arabia Saudita, que alberga los lugares más sagrados del islam, impuso un toque de queda de cinco días desde el sábado.

Irán, con el mayor número de decesos por la pandemia en Oriente Medio, pidió a sus ciudadanos que eviten viajar durante el Aíd, que tenga lugar el lunes en este país de mayoría chiíta, al igual que para la comunidad chiíta de Irak.

Foto de Reuters,