Hace dos días, en su presentación ante los diputados federales de Morena, el Secretario de Hacienda, Arturo Herrera, les dijo que el presupuesto próximo será muy austero, que “el 2021 será el año más difícil desde 1932 en el aspecto financiero”, entre otras razones, porque ya “se acabaron los guardaditos”. Y es que, de acuerdo con información de Mario Alvarez en “El Sol de México”, el actual gobierno recibió 297 mil mil 770 millones de pesos del Fondo de Estabilización de Ingresos Presupuestarios (FEIP), que se empezaron a reservar desde el año 2000 para compensar faltantes en el gasto derivados de una menor recaudación. Y entre el primer año y el actual ya se está disponiendo de casi el total, Por ello el dicho del titular de la SHCP. Foto de esta dependencia.