En Glasgow, Escocia, ante un rebrote de casos de Covid-19, entraron anoche nuevas medidas que afectan a 800 mil personas. Por ellas se prohíbe recibir en casa a miembros de otro hogar, aunque se trate de familiares, o visitarles en sus viviendas, John Swiney, vice primer ministro de Escocia, explicó que los contagios en esa zona se están produciendo en los hogares y no en lugares públicos. La información es de AFP y la publica “El Economista”. Foto de You Tube.