“Ser feliz no sólo es disfrutar de la sonrisa, sino también reflexionar sobre la pobreza. No sólo es celebrar los éxitos, sino aprender lecciones de los fracasos. No sólo es ser feliz con los aplausos, sino ser feliz en el anonimato. Ser feliz es dar gracias cada mañana, por el milagro de la vida. Es besar a los niños, mimar a los padres, vivir momentos poéticos con los amigos”. Es parte de lo que dijo el Papa Francisco en mensaje. Foto de “Reuters”