Ante la aparición de cada vez más nuevas variantes del coronavirus, se hace más difícil pensar que la doble dosis de la vacuna, ya disponibles, vaya a ser suficiente. Al igual que lo anunció Pfizer, Moderna ya ha dicho que va a probar el efecto de una tercera dosis de su vacuna. La idea es analizar si una inyección adicional aumentaría la protección contra las variantes emergentes. La nota es del medio español “El Confidencial”. Foto de “Milenio”.