El Papa Francisco, a los 84 años de edad,  se sometió este domingo en Roma a una operación quirúrgica a causa de una inflamación del colon. “El Santo Padre ha reaccionado bien a la intervención que se llevó a cabo con anestesia general”, se indicó en un comunicado difundido por el Vaticano. Se calcula que podría quedar internado durante cinco días. La información es de “Editorial Medio Tiempo” y la AFP.