Aunque subraya el impacto devastador del embargo impuesto por Estados Unidos desde 1962 y denuncia una “campaña mediática” destinada a manipular la información sobre Cuba, el escritor Leonardo Padurna advierte que “los cubanos necesitan recuperar la esperanza y tener una imagen posible de su futuro. Y para convencer y calmar a esos desesperados, el método no pueden ser las soluciones de fuerza y oscuridad, como imponer el apagón digital. y mucho menos puede emplearse como argumento de convencimiento la respuesta violenta, en especial contra los no violentos”. Con información de AFP lo publica “Reforma”. Foto de “El País”.