1 “Va López Portillo a EU, vestido de frac, a entrevistarse con Ronald Reagan, éste le dice: -¡Qué fracaso, señor presidente! López Portillo responde: -Sí, es de sastre nacional”. 2)  “Cuando un jefe de estado llegaba al cielo, Dios se ponía de pie para darle la bienvenida. Solamente cuando llegó Porfirio Díaz el creador no se levantó. San Pedro le dijo: – Padre eterno, es el Presidente de la República de México, por qué no se levantó usted? -Si me hubiera levantado se hubiera sentado en mi trono  y quién sabe por cuánto tiempo”. (Lomas, 1975). 3) “En una plática entre músicos, un tecladista le dice a los demás: -Mi abuelo acompañó a Pancho Villa. Y el otro le responde: -¿Al piano?”. (Salgado, 1986). El libro es de la autoría de Samuel Schmidt.