Univisión se quejó de que a Jorge Ramos y otros cuatro periodistas se les retuvo en Venezuela por hacerle preguntas incómodas a Nicolás Maduro. Más tarde, el periodista Daniel Coronell informó que ya habían sido liberados. Dijo que “los equipos y el material de la entrevista que no le gustó a Maduro fueron confiscados”. La información de Twitter, la publica “XEU Noticias”.