Lugar:
Fuente:
La Jornada / Enrique Méndez

El ex rector de la Universidad Nacional Autónoma de México, José Narro Robles, decidió no competir por la dirigencia nacional del Partido Revolucionario Institucional (PRI) y, al mismo tiempo, renunció a su militancia priísta.

En un video difundido en redes sociales, Narro explicó que resolvió participar en la competencia por la dirigencia nacional porque el PRI “atraviesa por una etapa de riesgos graves”.

Dijo que pudo explicarse la derrota electoral priísta del año pasado por males internos como “la simulación y los excesos”, la falta de democracia interna y la lejanía “cuando no olvido de la militancia”.

Agregó que la militancia priísta “clama por el cambio, por la correcion del rumbo y la eliminacion de las falsedades, por la erradicación de la corrupción y el uso indebido del poder”.

Narro consideró “preocupante” el curso del proceso de elección interna. “Son evidentes las muestras de que existe un preferido de la cúpula del PRI”, señaló.

Narro desistió de mantenerse como aspirante a la presidencia del PRI esta tarde, a cuatro días de la fecha para la solicitud de registro.

“Hoy hago pública mi decisión de renunciar a formar parte de la #simulación en el proceso de elección de la nueva dirigencia de mi partido, pero también mi renuncia al PRI, partido en el que milité por más de 46 años”.

La semana pasada Narro cuestionó las bases de la convocatoria, que exige requisitos para los aspirantes, entre otros recabar los apoyos de los sectores y las organizaciones, así como haber desempeñado un cargo de dirigencia partidaria.