“Son benditas, y mucho,  las remesas que nuestros paisanos envìan desde el extranjero, especialmente desde Estados Unidos. . Particulsarmente en los momentos de una recesiòn econòmica como la actual, Para pone en perspectiva lo anterior, baste señalar que de enero a octubre de este año las remesas  han sido mayores a los treinta mil millones de dòlares. Esto significa  que a fines de este año las contribuciones de nuestros compatriotas en el extranjero  podrìan llegar casi al 3% de nuestro producto interno bruto. Ni màs ni menos”. Lo escribe Carlos Urzùa en “El Universal de Ealy Ortiz.