La Organización Mundial de la Salud optó este jueves por no declarar “por ahora” una emergencia internacional ante el nuevo coronavirus inicialmente detectado en la ciudad central china de Wuhan. El organismo dijo que, sin embargo, sí había una emergencia en China, país en el que se han diagnosticado más de 600 casos en humanos y 17 muertos. La información es de EFE y la publica “Reforma”. Foto de AP.