La Junta de Gobierno del Banco de México recortó la Tasa de Interés Interbancaria por quinta ocasión consecutiva en medio punto porcentual para dejarla en 5 por ciento, decisión que fue tomada de manera unánime. En comunicado destacaron que “los retos derivados de la pandemia del Covid-19 para la política monetaria incluyen tanto la importante afectación a la actividad económica como un choque financiero”. La nota es de Yolanda Morales en “El Economista”.