“En mi juventud tuve novios mentirosos- varios por desgracia- compañeros de trabajo notablemente capaces para el choro mareador; he visto también mentir con aplomo indiscutible a mujeres  y he entrevistado como periodista a decenas de mitómanos. Peo sin duda el más mentiroso de los mentirosos es el político, con honrosas excepciones desde luego”. Lo escribe la comunicadora Tere Vale en “El Economista”. Foto de “Ruiz Healy Times”.