Lugar:
Fuente:
XEU Noticias/Nicolás Cruz

 

El Juez Décimo Octavo de Distrito del Poder Judicial otorgó la suspensión definitiva al magistrado Marco Antonio Lezama Moo para evitar ser destituido del cargo que ocupaba en el Tribunal Superior de Justicia del Estado por haber cumplido 70 años de edad. Lezama Moo obtuvo el nombramiento por el Congreso local el 24 de junio de 2014, por lo que su periodo concluye hasta el 24 de junio de 2024.

El Poder Judicial realizó las adscripciones de los seis magistrados que fueron nombrados por el Congreso local el pasado 5 de agosto, a pesar de los amparos de tres magistrados para evitar ser destituidos. Luego de que el pasado 30 de Julio el Pleno del Congreso, con 39 votos a favor, 4 en contra y cero abstenciones, avaló los nombramientos.

Hoy, a  tan solo 12 días de haber nombrado a los magistrados, el congreso local reconoció su error y anunció que reinstalará a Marco Antonio Lezama Moo como magistrado del Poder Judicial.

Hay que recordar que los magistrados Marco Antonio Lezama Moo, Gladys Pérez Maldonado y Roberto Dorantes Romero interpusieron amparo, sin embargo, aunque un juez les otorgó suspensión el Congreso Local aprobó nuevos nombramientos, el pasado 30 de Julio.

El caso más adelantado es el de Marco Antonio Lezama Moo, pues el pasado 10 de agosto la subdirectora de Servicios Jurídicos del Congreso del Estado, Georgina Maribel Chuy Díaz, envió la determinación al Juez Décimo Octavo de Distrito Ezequiel Santos. Notificó al Juez que se dará cumplimiento a la orden de amparo, por lo que el tema será analizado en la próxima sesión de la Diputación Permanente del 18 de agosto.

De acuerdo con el expediente 1136/2019 Fecha del Acuerdo: 10/08/2020, se informó que por falta de tiempo no se le dio cumplimiento al amparo a favor de Lezama Moo.

El congreso respondió al Juez Décimo Octavo de Distrito que hubo imposibilidad de dar cumplimiento a la suspensión definitiva, en el tiempo que le fue otorgado. “Lo anterior, indica, en razón que el procedimiento tanto administrativo como legislativo para que el Congreso pueda determinar lo concerniente en relación con el requerimiento efectuado por este juzgado, no es posible efectuarlo en tres días”.

No obstante, comunica las medidas tendientes a dar cumplimiento a la suspensión otorgada en autos, al solicitar al presidente de la Junta de Coordinación Política de ese Congreso, se establece. Con base en las razones que otorga, solicita se deje sin efectos el apercibimiento con el que se le conminó.

Hay que recordar que el pasado 30 de julio la fracción legislativa de Morena con sus ocho aliados panistas aprobaron la terna de magistrados.

Todo lo anterior a pesar de que existe un amparo promovido por los depuestos magistrados Antonio Lezama Moo y Gladys de Lourdes Pérez Maldonado, para que no sean removidos de su función hasta que sean revisados sus casos.

AMPARO OTORGADO

Hay que recordar que el pasado lunes 27 de Julio, el magistrado Marco Antonio Lezama Moo, logró que el Juzgado Décimo Octavo de Distrito le otorgara un plazo de 24 horas al Congreso del Estado para restituirlo en el cargo, plazo que venció el martes 28 de julio.

A pesar de dicho amparo para permanecer en el cargo, los legisladores en el Pleno del Congreso, aprobaron el nombramiento de los seis nuevos magistrados del Poder Judicial

El magistrado recurrió a un amparo que se le había otorgado desde diciembre del año pasado para lograr que la justicia federal ordenara al poder Legislativo “rectificar los errores” en los que se incurrió al obligarlo a su retiro forzoso, mismo que se aplicó por haber cumplido 70 años de edad.

En el expediente se establece que “De no acatar la resolución, se presentarán denuncias ante el Ministerio Público de la Federación”.

El magistrado habría recurrido al Juzgado Décimo Quinto de Distrito de Veracruz para solicitar el cobijo de un juez al ante el acuerdo del pasado 7 de julio, publicado en la Gaceta Oficial del Estado, donde se establece su “inminente destitución del cargo como Magistrado del Poder Judicial del Estado de Veracruz”.

Dicha solicitud le fue negada en la suspensión provisional, por lo que recurrió al amparo que ya había conseguido con anterioridad.

Su petición fue en contra del acuerdo de la Junta de Coordinación Política al determinar que tendría que acogerse al retiro forzoso y, por consiguiente, dejar vacante la magistratura que ocupaba. La justicia federal le concedió la suspensión definitiva de los actos reclamados al considerar que resultó agraviado por la resolución del Congreso local.

El pasado 7 de  Julio el Pleno del Congreso local, aprobó los acuerdos de la Junta de Coordinación Política en los que se declararon vacantes dos magistraturas del Tribunal Superior de Justicia, al considerar que los togados Marco Antonio Lezama Moo y Roberto Dorantes Romero, quienes se tenían que retirar al cumplir 70 años de edad.

Por ello, recurrió al amparo ante la justicia federal al considerar que la reforma a la Constitución Política de Veracruz y a la Ley Orgánica del Poder Judicial del año 2018 no se le puede aplicar con retroactividad.

Lezama Moo fue nombrado magistrado por el Congreso local el 24 de junio de 2014, por lo que, de considerarse el supuesto de permanecer en el cargo por diez años, su periodo concluiría hasta el 24 de junio de 2024.

 

Con información de Nicolás Cruz Hernández