El 20 de septiembre de 1925 fue inaugurado por el Presidente Plutarco Elías Calles, y el gobernador Heriberto Jara Corona, el Estadio Xalapeño que lleva el nombre de este último. Con una capacidad para 12 mil espectadores, la obra se realizó bajo la dirección del Ing. Modesto C. Rolland, teniendo como base un techo de volado que se realizó en una sola pieza, lo que representó un alarde de ingeniería para su época. El proyecto se realizó en una ciénaga natural, propiedad de la familia Melgarejo, lugar identificado por el visionario William K. Boone, presidente de la Cámara de Comercio de Xalapa”. Lo escriben en el “Diario de Veracruz” de Hilario Arenas Cerdán. Foto de Fernando Paseiro.