Desde hace muchos años en México, los legisladores emiten su voto de acuerdo con “la linea” marcada por el líder de su bancada, sino es que, además, de una instancia superior. En el actual Congreso de la Unión existen dos lgisladores que votan “en conciencia”: Tatiana Clouthier en la Cámara de Diputados, y Ricardo Ahued en la de Senadores. Si ellos están convencidos de que una iniciativa no es correcta, se abstienen o votan en contra. Tatiana hace unos meses se manifestó en contra de que un mando militar fuera el responsable de la Guardia Nacional, y ahora sobre los fideicomisos sin un análisis particular profundo.. Y Ahued se ha opuesto rotundamente al recorte a universidades públicas, a la eliminación de la Compensación Universal de los impuestos, y últimamente a que se aprobara la eliminación de fideicomisos de ciencia y de derechos humanos.. ¡Bien por ellos!