Lugar:
Fuente:
Milenio

Marcelo Ebrard dijo que al ex secretario lo tienen que entregar en condiciones de salud óptima, ellos lo van a transportar y en Mexico será recibido por la FGR..

El canciller Marcelo Ebrard explicó que si mañana la jueza acepta que el gobierno de Estados Unidos retire los cargos contra el ex secretario de la Defensa Nacional, Salvador Cienfuegos será repatriado para continuar su proceso en México como un “mexicano que no tiene cargos”, “no como un acto de impunidad, sino de respeto a la soberanía”, afirmó.

En rueda de prensa, Ebrard detalló que el gobierno mexicano argumentó que primero, se trata de un ex secretario de la Defensa Nacional mexicana, y con presuntos delitos cometidos en México, por lo que no existen argumentos para que sea juzgado en otro país.

No tiene precedente, pero no es extraño, lo que denota esto es que México argumentó que se trata del ex secretario de la Defensa Nacional y por delitos presuntamente cometidos en México ¿por qué tiene que ser juzgado en otro lugar que no sea México?“El otro criterio es que si hay bases de confianza, lo que se aplica en un caso se aplica en todos, si hay confianza que venga el general aquí, si no la hay entonces no lo habrá en ningún otro tema”, advirtió

Detalló que la ruta para lograr este acuerdo entre las fiscalías estadounidense y mexicana se dio tras las posturas reiteradas de México sobre su inconformidad por no haber sido notificados sobre esta investigación, lo que derivó en que el 30 de octubre recibieran por parte de la DEA 743 páginas de expediente, mismas que fueron turnadas a la Fiscalía General de la República.

El 11 de noviembre México recibió la evidencia certificada y esta documentación íntegra fue también enviada a la FGR para que iniciara su propia investigación.

Por lo que mañana, durante la audiencia del general, la jueza determinará si procede o no que el gobierno norteamericano retire los cargos.

“Significa un acto, una decisión que vemos con simpatía y que pensamos positiva porque no la vemos como un acto de impunidad sino de respeto a México y a la soberanía de México, y significa que las bases de cooperación habrán de coexistir. Quiero reconocer y subrayar la atinada, enérgica y tenaz conducción del fiscal Gertz Manero quien logró este acuerdo en favor de México”, sostuvo.

Dejó claro que la investigación mexicana, hasta ahora, se basa exclusivamente en la evidencia de Estados Unidos, pero será repatriado en “estatus de un mexicano que no tiene cargos en Estados Unidos” pero que enfrenta una investigación en su país y que será recibido por las autoridades correspondientes.