Cientos de manifestantes simpatizantes de Donald Trump, en Washington, ingresaron de manera  violenta al Capitolio para tratar de impedir que el Congreso legitime el triunfo de Joe Biden como Presidente de Estados Unidos. Al parecer los legisladores regresaron a sus oficinas en el mismo recinto esperando que los guardias de seguridad puedan lograr las condiciones necesarias para poder reanudar la sesión. Se sabe que la presidente de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, solicitará el auxilio de la Guardia Nacional. Es probable que los legisladores evacúen y reanuden mañana la sesión, con una mayor seguridad. Se determinó toque de queda en la ciudad a partir de las 18 horas. Con información de CNN en español. Foto de “El Periódico de Aragón”.