El Papa Francisco pidió el cese de la “terrible e inaceptable” violencia que sacude desde hace días la Franja de Gaza y varias ciudades de Israel, y que ha  causado cientos de muertos y heridos inocentes, entre ellos niños. “Los hechos son demostración de que no se quiere construir un futuro, sino que se quiere destruir”, condenó. Pidió que palestinos e israelíes retomen la senda del diálogo para que construyan “paz, justicia” y puedan convivir como hermanos. La nota es de Axel Mendoza Gutiérrez en “Televisa News”. Foto de EFE.