La Jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, ayer se quedó como Enesto Zedillo: “sin cash”, cuando le pasaron el botecito de la colecta de la Cruz Roja, por lo que el Secretario de Gobernación, Adán Augusto López, debió de salir al quite y sacó dos billetitos de denominación desconocida,  pues tuvo cuidado de cubrirse, y respondió por ambos ante Carmen Lebrija, esposa del presidente de la benemérita institución. Lo comentan en los “Trascendidos” de Milenio”. Foto de “El Universal” de Ealy Ortiz.