Lugar:
Fuente:
La Jornada

El Instituto Politécnico Nacional (IPN) ha sido pionero en la difusión de la cultura y la ciencia, además de una fuente de equidad e igualdad, señaló el secretario de Educación Pública (SEP), Aurelio Nuño Mayer, al inaugurar el IV Festival Internacional de Planetarios.

Acompañado del titular de esta casa de estudios, Enrique Fernández Fassnacht, y el director general del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), Enrique Cabrero, dijo que el Politécnico es “un referente no sólo para México sino para Iberoamérica de lo que implica la educación media superior y superior, la ciencia, la investigación, la tecnología y la innovación, pues el desarrollo científico del país no se podría entender” sin esta institución.

En la Sala de Consejo General Consultivo, en Zacatenco, Nuño Mayer resaltó la importancia de que el Festival Internacional de Planetarios se realice en el IPN “como un espacio natural para hacerlo, así como por su carácter simbólico al ser la institución que construyó el primer planetario en México”.

Durante la ceremonia, Fernández Fassnacht Indicó que en México existe una tradición centenaria en la observación del cosmos que seguimos manteniendo a través de los distintos planetarios que existen en el país, por lo que el desarrollo de tecnologías digitales para éstos son necesarias, no sólo para una mejor difusión del conocimiento, sino para ampliar la tarea educativa que en ellos se realiza.

Dijo que los planetarios contribuyen a incentivar tempranamente vocaciones científicas y a socializar entre la población el conocimiento del cosmos, lo cual es importante para expandir el pensamiento y “entender mejor quiénes somos”.

El director general del Politécnico agregó que la comunicación de experiencias exitosas, el intercambio de saberes y la colaboración intelectual y tecnológica que ocurre en eventos como éste son fundamentales para el mejoramiento continuo de las acciones de divulgación científica, pues la ciencia y la tecnología deben ser áreas cercanas a la gente y una buena forma de hacerlo es a través del conocimiento del Universo.

A su vez, el director general del Conacyt expresó que los planetarios hoy día, más que mostrar datos astronómicos, ayudan a visualizar la actividad neuronal, fenómenos como el huracán Catrina, colisiones de partículas en el gran colisionador de hadrones o como el caso de la NASA que, mediante el software utilizado en los planetarios, permite revisar las misiones espaciales.

En los últimos 10 años los planetarios han sido capaces de retroalimentar al mundo científico porque, además de ser un recurso de difusión, también contribuyen a continuar el aprendizaje científico y el trabajo de diferentes proyectos, resaltó.

Cabrero Mendoza añadió que con el planetario “Luis Enrique Erro” del IPN se inició la etapa de la divulgación científica moderna en México, siempre sobresaliendo y adaptándose a los cambios tecnológicos, de manera que ahora como sede de este evento se pretende compartir las mejores prácticas internacionales en materia de producción a domo completo para planetario digital, programas educativos y visualización de diversos aspectos de la ciencia.

A lo largo del IV Festival Internacional de Planetarios, que inició el pasado lunes 5 y que concluirá el 8 de junio, se estrenarán proyecciones, conferencias magistrales y un taller de producción a domo completo, entre otras actividades.