Cumplir 50 años de edad, 50 años de matrimonio, y 50 años de haber egresado de la facultad siempre serán logros importantes en la vida de las personas. Y recibir diplomas siempre será muy halagador. Ayer, el director de la Facultad de Comercio de la UV, Jerónimo Ricárdez, nos entregó los correspondientes a los 50 de nuestra Generación 1965-69 de C.P. de la UV. Esos fueron los diplomas formales. Los informales se entregaron durante la comida. Y entre ellos: al mejor atleta de la generación, al más simpático, al más “loquillo”, a la más filántropa (Toña Navarro), al mejor cantante, y al más solidario, entre otros,