Lugar:
Fuente:
AP

La embajada de Estados Unidos en El Salvador reportó este lunes un aviso de un posible tsunami en el océano Pacífico, “aproximadamente a 600 millas (965 kilómetros) de la frontera entre El Salvador y Nicaragua”.

En su perfil de la red social Twitter, la representación diplomática estadounidense aconsejó que “las personas que se encuentren en esa área deben buscar terrenos más altos”, y detalló que la amenaza del evento meteorológico fue detectada por un avión del Departamento de Defensa de EU.

A raíz del anuncio, el Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales de El Salvador subrayó que no habían registrado “ninguna perturbación” marítima en la zona de la advertencia, aunque el presidente Nayib Bukele pidió a la población de las áreas costeras buscar refugio.

“Toda la población que se encuentra en nuestras costas, por favor movilizarse a tierras más altas. El Departamento de Defensa de los Estados Unidos ha detectado un posible tsunami”, escribió el mandatario.

Por otra parte, el ministro de Gobernación, Mario Durán, dijo que “Protección Civil está en la zona y en comunicación y coordinación con autoridades y población de la zona”.

Con información de AP

La web del Ministerio de Medio Ambiente y Recursos Naturales salvadoreño explica que el país centroamericano tiene “una gran actividad sísmica”, por lo que “el riesgo de ser impactados por tsunamis es real y complejo”.

El Servicio Oceanográfico Nacional “fue creado para desarrollar trabajos de monitoreo e investigación” y, de esta forma, “alertar a los organismos de Protección Civil y a la población en los esfuerzos para la prevención y mitigación del riesgo de tsunamis”, fenómenos de los que se tiene registro en el país para los últimos 143 años.

Durante la pasada centuria, El Salvador “fue afectado por nueve tsunamis que ocasionaron pérdidas de vidas humanas y destrucción de infraestructuras y cultivos”, precisa la web de la cartera de Medio Ambiente.