Desde hace muchos años, se sabe, sobre todo en el Centro de la Ciudad de México, que existen cantinas en las que se come más sabroso que en muchos de los restaurantes tradicionales. Ahora, que el Gobierno de la Ciudad autorizó que los bares operen como restaurantes, con aforos reducidos, esas cantinas no tendrán problema para opera en la nueva y exclusiva modalidad. Foto de “Viaja Bonito”.