En del centro histórico de Xalapa se encuentra un callejón que alguna vez fue pintoresco. Se trata del callejón de González Aparicio, conocido en el siglo XVIII como Callejón de la Cerbatana o de los Broches de Arrieta. Su nombre se debe al abogado y economista Enrique González Aparicio. Con el tiempo sufrió cambios. Lo publican en “XAao”.