“Los perros son naturalmente seres sociales que se desarrollan a partir de la interacción con los humanos y otros animales. Un perro que se mantiene encadenado en un mismo lugar por días, semanas, meses e incluso años sufre un terrible daño psicológico, se vuelve ansioso, infeliz, neurótico, estresado y muchas veces agresivo. Para los perros es fundamental moverse, pasear, ver diferentes lugares, escuchar diversos sonidos, olfatear diversos olores, y jugar, lo que también les es negado cuando son amarrados. Además les genera problemas físicos”. Lo escribió Arlette Cuevas en la revista oaxaqueña “Mujeres”. A los amantes de los perros, les deseamos pasen un feliz día con sus mascotas.