Lugar:
Fuente:
Reforma/Zedrik Raziel

 El Presidente Andrés Manuel López Obrador descartó que en su Gobierno se pretenda crear un monopolio de la CFE en la generación y venta de energía eléctrica, pues afirmó que se trata de frenar la privatización que estaba en marcha en el sector y garantizarle así un piso parejo a la iniciativa privada.

Tras una visita al Complejo Termoeléctrico de Manzanillo en compañía de Manuel Bartlett -director de la CFE-, López Obrador asentó que la compañía estatal tendrá preponderancia en el mercado de la distribución de electricidad.

REFORMA publicó hoy que el Gobierno busca reducir la participación privada al elevar los costos de transmisión de electricidad y consolidar así la generación eléctrica en manos del Estado, de acuerdo con información publicada por el Financial Times.

López Obrador aseguró que, hacia el final de su Administración, la CFE conservará el 56 por ciento del mercado de la generación y transmisión de energía.

“Ya no va a seguirse aplicando la política privatizadora en la industria eléctrica, ahora se va a fortalecer la CFE. Ya desde este año lo estamos haciendo, ya estamos apoyando con más inversión a la CFE.