1) Hará unos 21 años, el Director de "Punto y Aparte", Benjamín Domínguez Olmos, tuvo un ofrecimiento para ser candidato a la alcaldía de Coatepec, pero no la aceptó porque adujo entre otras razones: "no me gusta darle dinero a los periodistas".  2) "El Messi de las Relaciones Públicas" Jesús Corichi, en las semanas por venir se estrenará como columnista político. Información, la tiene. 3) Antes que Vicente Espino Jara y Pepe Zaydén Domínguez, fueron Cronistas de la Ciudad de Xalapa: Rubén Pabello Acosta, David Ramìrez Lavoignet, Humberto Frutis, Gustavo Rodríguez y Sáinz, y Rubén Bouchez.

Ahora que hablamos de algunas de las voces más importantes del mundo el siglo pasado, que ya dejamos claro que, para nosotros fue Francis Albert Sinatra Garaventa, mejor conocido como Frank Sinatra, hubo varios lectores a los cuales les pareció un tanto injusto que dejáramos de mencionar a dos grandes voces, mexicanas ambas, y que sí, es cierto merecerían formar parte del selecto grupo de las “mejores voces” del siglo pasado, desde luego haciendo la aclaración de que fueron voces grandes, de mucha repercusión, sobre todo en Latinoamérica, pero que nunca alcanzaron una presencia mundial relevante, y nos referimos concretamente a Marco Antonio Muñiz y a José José. Y efectivamente, tienen razón nuestros lectores porque en el caso del primero, “el lujo de México” como alguien lo llegó a bautizar muy acertadamente, nadie como él para interpretar con tanta elegancia el bolero, ¡ah qué manera de cantar de Marco!, y presenciar personalmente su espectáculo era otra cosa. Se decían muchas cosas de este hombre longevo y de privilegiada voz, desde que era un borracho hasta de su adicción por algún estupefaciente, la verdad es que nunca creímos ninguna de esas versiones, Marco era grande y cantaba como pocos. En el caso de José José, si la de Marco era una voz privilegiada, la de este hombre era una voz que solo Dios se la podía haber dado. En nuestros años preparatorianos todo mundo quería cantar como él, sus canciones eran las preferidas para que se entonaran en los “gallos”, por supuesto después de las de cajón: “Despierta”, “La Barca”, “El Reloj”, “Página blanca”, etc., ya sabe usted, sus éxitos de Rafael Pérez Botija, Juan Gabriel, Roberto Cantoral y de José María Napoleón. Grandes voces las dos sin duda, sobre todo la del segundo, quien ahora pasa por serias complicaciones en su salud. ¿Usted qué opina? Lo escrbíó Marco Aurelio González Gama, directivo de este Portal.

1) "El que tiene un amigo verdadero puede decir que tiene dos almas": Anónimo. 2) "La amistad sólo puede tener lugar a través del desarrollo del respeto mutuo y dentro de un espíritu de sinceridad": Dalai Lama. 3) "La primera ley de la amistad es pedir a los amigos cosas honradas, y hacer cosas honradas por los amigos": Charles-Paul de Kock. 4) "La amistad nace con la luz y se afirma con el trato": Jean Baptiste Poquelin Moliere. 5) "¡Dios nos libre de enemistades de amigos!": Lope de Vega. 6) "La amistad es el matrimonio del alma y este matrimonio está sujeto al divorcio": Francois Marie Arcuet de Voltaire. 7) "La amistad es el vino bueno de la vida": Edward Young. 8) "La amistad es un perfecto acuerdo sobre todas las cosas divinas y humanas, junto con un sentimiento recíproco de benevolencia y afección": Marco Tulio Cicerón. 9) "La amistad es como la música: dos cuerdas del mismo tono vibrarán a la vez aunque solo se pulse una": J. Quarles. 10) "La amistad es un tesoro valioso, que necesita de dos guardianes permanentes": José Narosky.

Francisco Javier Parrilla Benita, exiliado también, era el profesor de quinto año. Nació un primero de marzo de 1908 en Villar de Cañas, un pequeño municipio de la provincia de Cuenca, en la Comunidad Autónoma de Castilla-La Mancha, en la parte central de España, muy cerca de Madrid. Al igual que el resto de profesores del Grupo Escolar Cervantes en Córdoba, Veracruz, formó parte de su plantilla original a la fundación de este en el año 40. El profesor Parrilla, probablemente fue el más reservado entre los profesores del Cervantes, era de pocas palabras pero decía mucho con la mirada. Lo recuerdo todavía hoy, hasta parece que lo estoy viendo parado frente a mí, de figura más bien baja y levemente regordeta, frente amplia, cejas rebosantes, de sonrisa discreta, siempre serio y poco afecto a expresar con sus emociones. En aquella época de la escuela primaria, todavía no era censurado ni mal visto el fumar en espacios públicos cerrados, por lo que el profesor Parrilla, amante del tabaco, se despachaba cuatro o cinco cigarrillos ‘Del prado’ con filtro en plena clase, pocas veces se quitaba el pitillo de la boca en donde se iba acumulando la ceniza en una suerte de equilibrio que evitaba que cayera al suelo. ¡Cosas que recuerda uno de aquellos años! Con Parrilla conocimos el continente americano desde el Mar de Bering y las Islas Aleutianas hasta la Tierra del Fuego, Norteamérica, Centro y Sudamérica, países y sus capitales, y con él aprendimos a dibujar con el polvo raspado con una Gillette de los lápices de colores, a jugar con la luz, las sombras y la perspectiva, o simplemente a dibujar con el lápiz negro. El dibujo y la caligrafía clásica eran dos de sus pasiones y manejaba el pantógrafo con singular destreza. Parrilla fue un hombre estricto a más no poder, tenía muy claro el principio de autoridad que debía imperar en el salón de clases, por lo que su trato a los alumnos era más bien seco. Buscando algo de sus antecedentes en España, me he encontrado con que fue un sindicalista consumado y un árbol genealógico con datos familiares que se remontan hasta el siglo XVII. A la muerte de Franco y una vez restaurada la democracia en su tierra natal, el profesor Parrilla gozando ya de su jubilación regresó a vivir a España en donde falleció a una edad avanzada. Lo escribe Marco Aurelio González Gama, directivo de este Portal.

1) "Adelántate a tus hermanos en el amor; no esperes a ser amado, ama primero. Da el primer paso. 2) Aunque nos gusta que se digan cosas bonitas de nosotros hay que tener cuidado (...) Despójate de toda pretensión e ilusión efímera y ve a lo esencial, a lo que te promete vida, a lo que te da dignidad (...) No le tengas miedo a la humildad. 3) Hoy se nos dice que cuanto más alta tienes la nariz, más importante eres. Hoy se nos dice que cuando más vanidoso aparezcas, vas a tener más fuerza. No, no va por ahí la cosa. Sé modesto (...), escucha, convive. Reconoce tu dignidad y la de los demás. Ama y déjate amar. 4) El acusarse a uno mismo es siempre un acto de humillación que conduce a la humildad. Y cuando uno opta por ese camino, opta por la lucha y por el triunfo".

1) "Antes de que a los golpes.. del pesar yo sucumba.. Dejar haré una grieta.. pequeñita en mi tumba.. para que tú, por ella.. te asomes, y tus ojos.. alumbren mis helados.. y lívidos despojos.. ¡Y para que por ella puedas verter tu llanto.... sobre del cadáver mustio.. de este ser que amas tanto!.. Y para que le digas.. al solitario muerto ¡De nadie seré nunca! ¡Sólo de ti! ¿No es cierto que así dirás? Entonces.. ¡Oh, mi dulce adorada!.. escucharás adentro.. Una gran carcajada!". 2) AUN: "Mil veces me engañó; más de mil veces.. Abrió en mi corazón sangrienta herida.. De los celos, la copa desabrida.. Me hizo beber hasta agotar las heces.. Fue en mi vida, con todos los dobleces.. la causa de mi angustia no extinguida.. Aunque ¡pobre de mi! toda la vida.. Su mentiroso amor pagó con creces.. Los tiempos han pasado; ya su boca.. No me da sus caricias, no me abraza.. El fuego de sus ósculos de loca.. Y sin embargo mi pasión persiste.. Pues, cuando a veces por mi senda pasa.. ¡Me alejo mudo, cabizbajo y triste!".

Coplas de Vino: "Nervioso, pero sin duelo.. A toda la concurrencia.. Por la mala voz suplico.. Perdón y condescendencia... Con mi cara de ataúd.. Y mis mariposas viejas.. Yo también me hago presente.. En esta solemne fiesta.. ¿Hay algo, pregunto yo.. Más noble que una botella.. De vino bien conversado.. Entre dos almas gemelas?... El vino tiene un poder..Que admira y que desconcierta.. Transmuta la nieve en fuego.. Y al fuego lo vuelve piedra... El vino es todo, es el mar.. Las botas de veinte leguas.. La alfombra mágica, el sol.. El loro de siete lenguas... Algunos toman por sed.. Otros por olvidar deudas.. Y yo por ver lagartijas.. Y sapos en las estrellas... Si me dieran a elegir.. Entre diamantes y perlas.. Yo elegiría un racimo.. De uvas blancas y negras... El vino cuando se bebe... con inspiración sincera.. Sólo puede compararse.. Al beso de una doncella... Por todo lo cual levanto.. Mi copa al sol de la noche... Y bebo el vino sagrado.. Que hermana los corazones".

Julio Scherer entrevistando al poeta chileno Pablo Neruda, el 8 de enero de 1961, en la ciudad de México: -"¿Qué habló Neruda con López Mateos? -Desde luego conversamos sobre Chile. Hicimos recuerdos del último viaje del Presidente por mi patria. Hablamos de cosas muy agradables. Nos referimos a nuestros pueblos americanos. Sobre el objetivo de mi reunión con él: "cuando conversa un poeta con un Presidente, toca al Presidente informar sobre los detalles, nunca al poeta". Lo que sí puedo decirle es la profunda impresión que me causó el Presidente López Mateos. Es un espíritu moderno, de nuestra época, muy lejos de aquellos otros mandatarios que por desgracia todavía abundan en nuestra América y que se comportan como si vivieran todavía en la época de las cavernas". Es parte de lo que dijo el poeta, quien quiso dejarle a López Mateos su último libro, "Canción de gesta". Lo comentan en la edición especial 49 de "Proceso" titulada "Julio Scherer García. Entrevistas para la Historia".

Es de sabios reconocer que en esto de los botaneros siempre hay alguien que sabe más que uno de esos temas, y que siempre hay alguien –algunos- que tienen la última palabra en estas cuestiones culinarias. Después aquel Carrusel en donde hago un recuento de algunos de estos “templos al buen comer y al buen beber”, se dejaron venir una andanada de mails al escribiente componiéndole la nota, voy a comentar dos de ellos que me parecen ejemplares por su sabiduría, va el primer comentario: “Mi estimado, el ‘Venegas’ era centro a donde acudir a curar la sed sobre todo cuando el calor apretaba o había partidos de fut, de box o cualquier evento deportivo, después de un tiempo cerró por problemas de seguridad. Ahora su hijo abrió otro Venegas en la avenida Orizaba, a la vuelta de la Torre Hákim, donde hubo otro bar. Sigue el fut y el box. La Frontera sigue vigente, y El Papaloapan, (ahora en la av. Murillo vidal) como atinadamente comentas, ahí se sigue comiendo bien y los viernes se escuchaba por las noches muy buena salsa y fandango. El México, mantiene su calidad, excelentes tortas de serrano o un buen pepito con una cerveza o copa nunca caen mal al mediodía. El otro mail, es más ilustrativo, digamos que amplía las posibilidades, va: “Muy buena reseña, pero te faltaron ‘La bamba,´en Mata y Bremont, el ‘Salón Superior’, ‘El dominó’, el ‘Salón Victoria’ (le decían la barra más grande del oeste); ‘Los Pericos’ de 20 de noviembre; ‘La Chuza’, ‘La Manola’, el ‘Burladero’, ubicados en la calle Américas; Bar ‘Mi Oficina’ en Ruíz Cortinez, ‘Los Compadres’ de avenida Xalapa; ‘Las Vegas’ en la colonia Progreso; ‘El Lucas’ de avenida Revolución y después te menciono los de Coatepec, que esa información merece capítulo aparte”. Ante esta avalancha informativa, no me queda más que decir: ¡Pa´su mecha, más mezcla maestro! Pues ahí está todo un tour para el que se quiera animar a hacer ese recorrido culinario. Lo escribiò Marco Aurelio González Gama, directivo de este Portal.

  No hay experiencia más grata, al menos para un servidor, que observar el cielo despejado en una noche de estrellas. Entre la escuela secundaria y los primeros años de la prepa, solía ir con mucha frecuencia de campamento, pertenecía en aquel entonces a un grupo de voluntarios juveniles que dependían de la Cruz Roja Internacional (Red Cross Youth) y solíamos ir, como comúnmente se le llama, de campamento. Es de los mejores y más gratos recuerdos que tengo de esa etapa de mi vida, con todo y lo que eso conllevaba: fogata, casa de campaña, auto proveerte de tus alimentos, y la convivencia juvenil es lo que poéticamente se ha dado en llamar una ‘experiencia religiosa’ por lo que concierne a estar en contacto directo con la naturaleza, pero también por la oportunidad que uno tiene en una noche despejadas, observar en toda su magnitud el cielo estrellado y cómo de repente, lo atravesaba una estrella fugaz, instantes del misterio de espacio que apenas lograba uno a registrar precisamente por su fugacidad. Las madrugadas de antes de antier, antier y la de hoy se pudo observar en el cielo este fenómeno que nos es otra cosa que polvo sideral atravesando la barrera de nuestra atmósfera. Ahí he estado pendiente del cielo, las he podido observar, no con la frecuencia que hubiese querido, pero las pocas que he visto son un espectáculo por desgracia instantáneo pero no por eso menos espectacular. Lo escribe Marco Aurelio González Gama, directivo de este Portal.  
Página 5 de 73« Primera...34567...102030...Última »