Lugar:
Fuente:
AP/ Milenio Digital

La FDA aplicará una tercera dosis a millones de estadunidenses que son especialmente vulnerables debido a los trasplantes de órganos, ciertos cánceres u otros trastornos.

Autoridades estadunidenses aprobaron una tercera dosis de la vacuna de Pfizer y Moderna para personas con sistemas inmunodeprimidos, es decir, receptores de trasplantes, pacientes con cáncer, así como con otros trastornos para protegerlos mejor a medida que la variante Delta continúa aumentado los casos de contagio en este país.

La Administración de Drogas y Alimentos (FDA) aplicará a millones de estadunidenses que son especialmente vulnerables debido a los trasplantes de órganos, ciertos cánceres u otros trastornos. Varios otros países, incluidos Francia e Israel, tienen recomendaciones similares.

 

Es más difícil para las vacunas acelerar un sistema inmunológico suprimido por ciertos medicamentos o enfermedades, por lo que esos pacientes no siempre obtienen la misma protección que las personas por lo demás sanas, y pequeños estudios sugieren que, al menos para algunos, una dosis adicional puede ser la solución.

“Esta acción trata de garantizar que los más vulnerables estén mejor protegidos contra covid-19”, dijo la doctora Rochelle Walensky, directora de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, antes del anuncio de la FDA.

Es importante destacar que la decisión solo se aplica a este grupo de alto riesgo, alrededor del 3 por ciento de los adultos estadunidenses. No es una oportunidad para dosis de refuerzo para la población en general.

En cambio, las autoridades de salud consideran que la dosis adicional es parte de la prescripción inicial de la vacuna covid-19 para los inmunodeprimidos. Por ejemplo, Francia desde abril ha alentado a estos pacientes a recibir una tercera dosis cuatro semanas después de su segunda inyección habitual.

Por otra parte, los funcionarios de salud de Estados Unidos continúan monitoreando de cerca si la inmunidad de las personas promedio disminuye lo suficiente como para requerir refuerzos para todos, pero por ahora, las vacunas continúan ofreciendo una protección sólida para la población en general.

​bgpa